Fioramonti abordó diversos temas en conferencia de prensa

26

El intendente, Juan José Fioramonti, junto al secretario de Obras y Servicios Públicos, Daniel Masón y la directora de Desarrollo Social, Gabriela Durán, informó el avance de las obras en viviendas afectadas por el tornado del 8 de diciembre, a dos meses del citado fenómeno natural.

“En primer lugar agradecerle a la comunidad en general, a las instituciones intermedias, a los medios de comunicación, a las fuerzas de seguridad, Bomberos, porque si no, no hubiéramos podido llegar a hacer hoy esta rendición de cuentas”, dijo el jefe comunal.

Posteriormente detalló que en 209 de las viviendas afectadas se asistió de dos maneras: 72 requirieron mano de obra y materiales y 137 solamente los materiales, encargándose los mismos propietarios de llevar adelante los trabajos o de contratar personal para ello. Además de esos 209 casos, hubo ciudadanos que adquirieron por su propia cuenta los materiales y efectuaron de manera particular la reparación de sus casas.

Fioramonti explicó que para relevar todos los casos “se hizo el abordaje en el CIC, Desarrollo Social evaluó y transmitió las necesidades a Obras Públicas y las áreas trabajando en forma conjunta fueron las que hicieron la entrega de materiales”.

“Tengo que agradecer también a los empleados municipales, que al ver esta situación entendieron que ser empleado municipal va más allá de un trabajo, si no que son servidores públicos de la comunidad y estuvieron a la altura de la circunstancia”, destacó el intendente.

Además, agradeció el rápido acuerdo alcanzado por los bloques del HCD para declarar la emergencia por desastre natural, que permitió movilizar fondos de las arcas municipales para comprar materiales.

El jefe comunal detalló que se continuará trabajando para concretar a la brevedad las reparaciones en 21 viviendas y explicó que “hay un legajo de cada obra realizada donde se detallan las tareas, será elevado al HCD para ser analizado y quedará a disposición de los vecinos para que puedan corroborar que lo que dice el expediente es lo que efectivamente se realizó”.

 

Su posición respecto al nepotismo

En otro orden de cosas, Fioramonti fue consultado acerca de la decisión del presidente Macri de que los familiares de los funcionarios abandonen sus cargos en el Estado. Al respecto, afirmó que “si en algo coincido con el presidente, es que no puede ser mérito para ejercer la función pública, tener lazos sanguíneos con las autoridades de turno, en eso coincido totalmente. Aunque quiero marcar mis diferencias; los que han sido elegidos para ocupar la función pública en esta administración, es gente que tiene historia, con la que compartimos visiones de lo queremos para la comunidad, en este caso en el área de Salud y Desarrollo Social, ya que estoy hablando de Francesco, con quien compartimos valores, sabiendo que somos servidores públicos transitorios, al servicio de la comunidad, y que ámbos tenemos historia. Yo no nací de un repollo, vengo de una historia política, me volqué a la militancia en 1982 en la UCR, o sea que he participado en los distintos tiempos. Por eso que yo le diría al presidente que es injusto cuando uno generaliza; si hay situaciones que uno puede denunciar, hay que marcarlas, pero no se puede generalizar, porque terminamos haciendo una injusticia. Yo estoy convencido que los funcionarios que hoy tengo, son necesarios en sus funciones y la comunidad de Lobería los necesita”.

Inflación y aumento de sueldos

En referencia a los aumentos de precios que se vienen registrando, el jefe comunal expresó que “tenemos que ser muy cautelosos con las evoluciones de distintos parámetros. En los próximos días me voy a estar reuniendo con los trabajadores municipales, para poder abordar el tema de la recomposición salarial, y la inflación es un elemento negativo. En estos tiempos la inflación ha bajado, no en los parámetros que se esperaba o que se me habían planteado a mí como intendente para 2018 y eso hay que arreglarlo. Son indicadores a los que hay que estar atentos. Desde lo local, vamos a implementar todas las medidas necesarias para estar cerca de aquel que esté más necesitado y que tiene situaciones de vulnerabilidad, y hacer los esfuerzos, como administrador, para que la comunidad siga recibiendo todos los servicios que demanda, y que el trabajador municipal, siga teniendo recomposiciones salariales acordes a la situación que se está viviendo”.