En lo que va del año y en plena recesión económica, el campo liquidó más de 6000 millones de dólares

1

En un contexto de recesión económica el agro es uno de los pocos sectores que aporta al gobierno buenas noticias. Ayer la Cámara de la Industria Aceitera de la República Argentina (CIARA) y el Centro de Exportadores de Cereales (CEC), entidades que representan un tercio de las exportaciones argentinas, informaron que la liquidación de divisas durante el mes de abril alcanzó los 1.915 millones de dólares, un 68% de aumento en la comparación intermensual y se trata de un 39% de incremento en relación a abril de 2018.

La liquidación de divisas se relaciona con la compra de granos que luego serán exportados en su mismo estado o como productos procesados, mediante una transformación industrial.

Otro de los datos que se publicaron ayer que reflejan el buen momento actual del sector agropecuario, fue el estimador mensual de actividad económica del INDEC, donde el campo acumula siete meses consecutivos de crecimiento de la mano de las muy buenas perspectivas de la presente campaña agrícola y del ciclo ganadero.

Esos niveles de crecimiento se registran luego de dos años de caída, debido a las malas condiciones climáticas impactaron en la actividad, primero con las inundaciones, y luego con la sequía del año pasado, que fue la más profunda de los últimos 50 años.

Avanza la cosecha y el impacto del paro

En estos momentos, la cosecha avanza en todo el país con buenas condiciones climáticas luego de algunas jornadas de la semana pasada de precipitaciones que frenaron las tareas de trilla en la zona núcleo.

Además, el ingreso de camiones a los puertos del Gran Rosario comienza a intensificarse a medida que avanza la cosecha gruesa -más allá de lo sucedido ayer por la medida de fuerza de gremios opositores al gobierno-, y donde desde  CIARA-CEC denunciaron que el Sindicato de Empleados y Obreros Aceiteros (SOEA) llevó adelante «piquetes ilegales» en los accesos a la mencionada zona portuaria.

El paro general de ayer tuvo su mayor impacto en la zona de los puertos, donde en Rosario ingresaron 55 animales, en Bahía Blanca no se registraron ingresos, en Necochea ingresaron 176 camiones, y en la Dársena Buenos Aires-Entre Ríos, el ingreso fue de 49 camiones .

En el mercado de Hacienda de Liniers, ingresaron 44 animales y se comercializaron 1.700 animales.

En el recinto de la Bolsa de Comercio de Rosario la actividad fue normal. Hubo bajos volúmenes negociados y cayeron los precios de la soja y de los cereales.

En la Bolsa de Cereales de Buenos Aires también hubo actividad, y además se realizó la Asamblea General Ordinaria en la que se eligió a José Martins como nuevo presidente de la entidad, en reemplazo de Raúl Cavallo.

Por su parte, los productores agropecuarios se manifestaron en las redes sociales en contra de la medida de fuerza con la consigna «El Campo No Para», y publicaron imágenes desarrollando la actividad tranqueras hacia adentro como todos los días.