“Paseo de la Ribera” un espacio creado por los vecinos de Necochea

307

El espacio llamado “Paseo de la Ribera” se convirtió en un lugar especial para caminar, correr, andar en bicicleta o simplemente sentarse a observar el río correr. La belleza del lugar se debe al trabajo y al aporte que realizaron los vecinos de la zona desde hace tres años. Todavía continúan con las mejoras y con la ilusión de llegar al alumbrado y al entoscado de las calles principales.

Ariel González, médico y vecino del paseo contó detalles de todo lo que se ha hecho y lo que falta de cara al futuro. “Nuestra lucha es tener un circuito de paseo para la comunidad que llegue hasta el puente Taraborelli. No queremos agredir la naturaleza hasta la zona de las Cascadas, por eso las mejores e intervenciones que hemos hecho llegan hasta ese puente. La idea es mantener el ecosistema con sus animales, sus plantas y sus bichos”, explicó Ariel.

La idea comenzó en enero de 2015 por una situación delictiva que se produjo en la zona. Un vecino sufrió un robo y gracias a la ayuda de otro, encontraron al delincuente. El mismo fue preso pero al poco tiempo quedó en libertad. Esta situación generó que muchos vecinos se movilizaran para generar un cambio en la zona. “Lo primero que hicimos fue señalizar las boca-calles. Con el aporte de todos logramos hacer los postes de señalización”, recuerda Ariel. Luego continuaron con la idea de sacar los yuyos y las malezas del lugar. “Compramos una motoguadaña y luego conseguimos un tractor para sacar los yuyos más grandes. Así, de a poco, fuimos cambiando el lugar por un espacio más seguro y lindo”.

Los arreglos continuaron y se intensificaron luego de que la Asociación recibiera un premio de la Fundación Cargil. “Ganamos un concurso y avanzamos con la construcción de puntos verdes. Hicimos una explanada donde se colocaron recipientes de vidrio, de plástico y orgánicos y se  colocaron bancos en diferentes puntos del paseo”.

En enero de 2016, la gestión de Facundo López le ofreció a los vecinos del lugar la posibilidad de contar con dos empleados municipales para que trabajaran en la limpieza de las malezas y los yuyos. Al tiempo, el intendente dispuso de dos policías que hoy trabajan las 24 horas del día ayudando a evitar daños en los espacios comunes del paseo, cuidado de los vecinos y visitantes que recorren el lugar.

“Todavía queda mucho por hacer y esperamos la ayuda del Municipio para seguir avanzando. Nos queda pendiente la luminaria del lugar y el entoscado. En poco tiempo pondremos en marcha un camión para regar las calles. El aporte por mes que hacen los socios es importante para el arreglo de máquinas o para el gasto de combustible de las mismas.”

El próximo 6 de agosto los vecinos del Paseo de la Ribera están organizando una fiesta con motivo del día del niño en el multiespacio para recaudar fondos. Habrá chocolatada y tortas, infables, juegos para chicos, barrileteada y espectáculos de música.

Por otra parte, están trabajando para la realización del “Octoberfest” que se llevará a cabo el primer fin de semana de octubre, en un predio de 4 hectáreas que prestará un vecino. Participarán las cervecerías locales, habrá espectáculos de música y puestos de comida de la Asociación Alemana y de los vecinos del paseo.

Por Andrea Molina